Printed from Jabad.org.uy

¿Sefaradí o Ashkenazi? (II)

¿Sefaradí o Ashkenazi? (II)

 E-Mail

Conceptos y Preceptos del Judaismo 

 

¿Sefaradí o Ashkenazi? (II)

 
La semana pasada hablamos sobre algunas de las diferencias halájicas entre los Sefaradim y Ashkenazim. Veamos a continuación una historia fascinante en la cual podemos apreciar el poder de una autoridad halájica y sus fallos.

Diferencia de Vida y Muerte

Hubo una vez un jasid que tenía una enfermedad que los médicos consideraban terminal. Fue a su Rebe, el “Tzémaj Tzédek” (
1789-1866), a consultar qué hacer al respecto. El Tzémaj Tzédek lo mandó a vivir en Israel.

El Jasid hizo aliá y gozó de buena salud por muchos años.

Ante la pregunta de cómo es que vivió tantos años si los médicos habían pronosticado que tenía poco tiempo para vivir, el Tzémaj Tzédek dio la siguiente explicación:

La condición que el hombre tenía está tratada en la Halajá entre los temas que determinan si el animal que tiene dicha condición está considerado inviable y por lo tanto no Kasher, o si es viable y por lo tanto Kasher.

El Rabí Iosef caro, autor del Shuljan Aruj, opina que es Kasher y el Ramá opina que no es Kasher. En otras palabras, el Rabino Iosef Caro considera que la condición no es mortal, mientras que el Ramá opina que sí lo es.

El Ramá es la autoridad halájica máxima fuera de Israel mientras que Rabí Iosef Caro es la autoridad máxima en Israel. Mientras el hombre vivía fuera de Israel, bajo la autoridad del Ramá, su condición era mortal. Al mudarse a Israel, bajo la autoridad halájica de Rabí Iosef Caro, su condición dejó de ser mortal, de acuerdo a la opinión de Rabí Iosef Caro, y por lo tanto pudo vivir tantos años.

En la Actualidad

Entre las autoridades halájicas Ashkenazíes contemporáneas más reconocidas está el Rabino Moshé Feinstein, Z”L (1895-1986) cuyas opiniones halájicas fueron publicadas en  Igrot Moshé. La autoridad halájica máxima Sefaradí actual es el Rabino Ovadia Iosef, Shlit”a (Nac.1920), autor de muchos libros de referencia halájica.

Actualmente, el Rabino principal Ashkenazí en Israel es el Rabino Iona Metzger, Shlit”a, y el Rabino principal Sefaradí es el Rabino Shlomo Amar, Shlit”a.

Protagonistas Históricos

Veamos algo sobre la historia de algunas de las autoridades Sefaradíes más conocidas y sus obras:

Rabí Itzjak Alfasi, conocido por sus siglas, Ri”f (1013 -1103). Nació en un pueblo cerca de Fez, Marruecos; de ahí su nombre Alfasi, que significa “de Fez”. Fue uno de los codificadores halájicos más importantes.

Rabi Iehuda Halevi (1075 - 1141). Nació en Toledo. Se escapó a Andalucía donde estudió con su maestro el Ri”f. Escribió muchos poemas cuyo contenido es el anhelo hacia el retorno a Zión. Eventualmente, luego de un viaje muy largo y difícil, hizo realidad su sueño y llegó a Israel. Una de sus obras más conocidas es el libro del Kuzari, en el cual documenta el diálogo entre un rey que buscaba la verdad y representantes del cristianismo, islam y judaísmo. Es uno de los libros de filosofía judía más importantes.

Rabeinu Moshé ben Maimón, “Maimónides”, conocido también por las siglas de su nombre, “Rambam” (1135 -1204). Nació en Córdoba, España. Vivió un tiempo en Fez, Marruecos, y eventualmente se radicó en Fostat, Egipto. Fue nombrado médico personal del Sultán de Egipto. Fue un gran comentarista talmúdico y codificador halájico, además de filósofo y médico de renombre. Es autor de muchos libros, entre los cuales están su codificación del Talmud en su obra Mishné Torá y su libro de abordaje filosófico, el Moré Nevujim o Guía para los Perplejos. Fue enterrado en Tiberíades. En su tumba está tallada: “Desde Moshé (Rabeinu) hasta Moshé (ben Maimón) no hubo como Moshé”. En 1984 el Rebe de Lubavitch, zi”a, introdujo un sistema de estudio diario del Mishné Torá y Séfer Hamitzvot del Rambam. Para más info vea aquí: http://rambamdiario.blogspot.com/p/rambam-diario.html

Rabeinu Moshé ben Najmán, Najmánides, conocido también por sus siglas “Ramban” (1194 -1270). Nació en Gerona, España. Fue Rabino de su ciudad natal y eventualmente de toda la provincia de Catalonia. Se mantenía de su práctica de Medicina. Escribió muchos comentarios sobre el Tanaj, Talmud y Halajá. A los setenta años fue obligado a participar en una disputa religiosa ante el rey Don Jaime I de Aragón. Accedió únicamente con la condición de gozar de plena libertad de expresión. Dicha libertad le fue concedida y durante cuatro días, en presencia del rey, defendió la religión judía contra los ataques de un judío renegado, Paulus Cristians y sus colegas dominicanos. El rey quedó tan impresionado por la sabiduría del Ramban, que lo fue a visitar a la sinagoga el sábado siguiente. Eventualmente fue condenado por los dominicanos por blasfemia y, a la edad de 72, se vio obligado a irse de España. Se fue a Israel donde encontró mucha desolación y gran abandono en cuanto a vida judía se refiere. Trabajó para restablecer las instituciones necesarias para que florezca la vida judía en Israel. Falleció a los 75 años y fue sepultado en Haifa.

Rabí Iosef Caro (1488 -1575). Nació en Toledo, España. A los cuatro años se vio obligado a escaparse con su familia junto a decenas de miles de judíos que fueron expulsados de España. Se radicó
en Constantinopla y en 1536 llegó a vivir en Safed, Israel. Entre otras obras, escribió un importantísimo comentario sobre el Tur, denominado Beit Iosef y es el autor del código halájico, el Shuljan Aruj o “Mesa Puesta”, basado en los fallos del Rif, Rosh y Rambam. Fue la autoridad halájica máxima en su generación y hasta el día de hoy sigue siendo la autoridad máxima para los Sefaradim quienes se refieren a él con el título de Marán, o “nuestro maestro”.

Rabeinu Jaim ben Atar, conocido como el “Or Hajaim Hakadosh” (1696 -1743). Nació en Marruecos. Vivió en Algeria, Italia, Aco y Jerusalén donde llegó un año antes de su fallecimiento. Escribió un importante comentario sobre la Torá, denominado Or Hajaim.


Rabí Iosef Jaim de Bagdad, conocido por el título de su obra como el “Ben Ish Jai” (1835-1909). Nació en Bagdad, Irak. Fue muy respetado en su comunidad como también fuera de ella. Publicó varios tomos de sus discursos semanales, denominados Ben Ish Jai. El estilo de sus discursos es una amalgama de las dimensiones Kabalística, Agádica y halájica de la lectura bíblica semanal. Muy a menudo citó las opiniones de las autoridades Ashkenazíes de otros países, para demostrar la importancia de respetar las opiniones de todos los sabios, aun de aquellos con los cuales uno discrepa.

Hay muchos personajes Sefaradíes más sobre los cuales podríamos escribir, pero el espacio nos limita, y como dicen, “para muestra alcanza con un botón”.

 

Continuará, S.D.Q.



 

 E-Mail